fbpx

CONOCEME

INFANCIA
Viví mi niñez en Mar del Plata. Una infancia repleta de partidos de fútbol en el potrero, de atajadas imitando al Loco Gatti que rompían pantalones y guardapolvos; de los chocolates Milky, de jugar a los soldaditos, y de las revistas de Patoruzito, Batman y Superman. En la escuela “Pascuala Mugaburu” cursé la primaria, donde aprendí a leer, escribir, y a desarrollar mi curiosidad. En el barrio, junto a mi hermano mayor, aprendí el resto.  Llegué a la Ciudad de Buenos Aires, a los doce años, acompañado de mi mamá y a mi hermano Rubén, quien decidió mudarse para estudiar Derecho en la UBA. Fue mi hermano quien sembró la semilla de la militancia política en mi vida.
INICIOS EN POLÍTICA
En la secundaria, durante la dictadura militar, comencé a militar en el Partido Socialista Popular. Como estudiante universitario en la Facultad de Ciencias Económicas de la UBA formé la agrupación reformista “Manuel Belgrano”. 
TRAYECTORIA
A fines del año 2000, fui electo Legislador de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Durante mi segundo mandato, presidí la Comisión de Descentralización y Participación Ciudadana. Como legislador impulsé un proceso de elaboración participativa sin precedentes que concluyó en la sanción de la Ley de Comunas. En abril de 2006, fui designado Ministro de Gestión Pública y Descentralización del Gobierno de la Ciudad, un lugar que me permitió dar continuidad al trabajo que venía desarrollando desde la Legislatura. Puse en marcha un proceso de transición a las Comunas que fomentó la descentralización y mayor participación vecinal. En octubre de 2007 fui electo Diputado Nacional por el Partido Socialista, cargo que ejercí hasta 2015. En diciembre de 2015, asumí el cargo de Legislador Porteño y fui electo como Vicepresidente 3° de la Legislatura Porteña. Presenté más de 1000 proyectos, un récord histórico para la Ciudad de Buenos Aires.
FAMILIA
En el transcurso de mi vida fueron pasando las cosas más maravillosas. Gracias a la militancia conocí a Carolina, con quien comparto mis días y formamos una hermosa familia. Juntos tenemos a nuestro hijo Agustín de 2 años, y sus dos hijas Malena y Celeste, que son mis hijas del corazón.  De aquel niño que jugaba en los potreros de Mar del Plata todavía conservo la pasión por Boca y por defender lo que creo justo.  Hoy sigo trabajando cada día con el objetivo de construir una ciudad más participativa, igualitaria e inclusiva. 

Mantengámonos en contacto

Hagamos juntos una nueva forma de acercarse a la política, una nueva forma de hacer política. Mi objetivo es charlar con cada vecino, y organizar la energía colectiva positiva.

INFANCIA